lunes, 30 de mayo de 2011

Producto #3 SOBRE LAS MODIFICACIONES DE REPRESENTACIONES RESPECTO A LA SITUACIÒN PROBLEMA

Mi percepción sobre la enseñanza de la Historia ha sido cambiada en cuánto a que se le debe dar mayor prioridad a las acciones que realizan cada uno de los actores que se involucran en el aprendizaje de ésta, para ello es de suma importancia que el profesor cree situaciones didácticas que lo lleven a alcanzar los objetivos marcados.

El concepto de enseñanza de la Historia no será más el de la memorización de personajes o fechas históricas ahora nosotros como docentes tenemos la ardua tarea de movilizar las representaciones que poseen los alumnos para movilizarlas, incrementarlas y enriquecerlas; tendremos que propiciar situaciones de aprendizaje en el que utilicemos el método conocido como situación problema en donde los alumnos desarrollarán habilidades de investigación, razonamiento, crítica y análisis, tendrán la capacidad de expresar ideas, compartir opiniones y emitir juicios.

Para poder trabajar con la asignatura de Historia en donde se utilice el método situación problema, es necesario cambiar nuestra forma de trabajo, dejar atrás cuestionarios, resúmenes, copiados, dictados, dejar atrás datos memorísticos que no permiten ir más allá de la apropiación y de la utilización de la historia como herramienta para la solución de problemas en la vida cotidiana y que forme ciudadanos aptos para la convivencia en la sociedad.

Es por ello, que en lo que se tiene que aterrizar es un cambio de actividades que permitan hacer de esta asignatura algo agradable y ser parte del alumno, que le permita vivir los hechos, acontecimientos pasados, que  dramaticen y representen personajes, que expresen acciones y el carácter que dieron la pauta  a mejores cambios en la sociedad.

Para evitar la memorización de fechas es necesario implementar la investigación y elaboración de líneas del tiempo que desarrollen la ubicación temporal del alumno y del orden cronológico a las etapas que conforman las épocas históricas.

Uno de los propósitos formativos de la enseñanza-aprendizaje es crear  en los educandos una postura de investigación que permita ir más allá de la información plasmada en los libros de texto, y esto se logra con el uso de entrevistas, consulta de materiales informativos (libros, revistas, periódicos), así como en el uso de las TIC’s (internet, videos, material de grabación y filmación para recabar información de los testimonios).

Con estas modificaciones y/o actualizaciones en mi labor docente, me permite utilizar una mejor metodología en la enseñanza-aprendizaje de la historia y como resultado de ello un mejor desarrollo de competencias, así como una formación adecuada a la que la sociedad cambiante exige de sus individuos.




Elaborado por: Profr. Manuel Reyes Mahé



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada